Rana Tomate

La rana tomate (Dyscophus antongilii), también conocida como rana de boca angosta por pertenecer a la familia Leptodactylidae, se clasifican en la subfamilia Microhylidae.

Rana tomate

Características

Son anfibios anuros cuyo color predominante es el naranja o marrón-anaranjado. Son de gran tamaño y peso. Como en la mayoría de los anfibios las hembras, con longitudes que oscilan de 85 a 105 mm, superan en talla a los machos que suelen medir entre 60 a 65 mm. El peso promedio de esta especie es de 230 g y 41 g respectivamente.

El llamativo color que los identifica, difiere según el género. Las hembras semejan brillantes tomates maduros, luciendo indistintamente desde el rojizo-anaranjado hasta el bermellón con la parte inferior es pálida y algunas pueden tener manchas negras en la garganta, mientras que los machos son de color naranja o marrón-anaranjado. Los jóvenes son reconocibles por sus tonos marrón apagado.

La coloración de esta especie les sirve como mecanismo de defensa pues advierte a los depredadores potenciales de su toxicidad. Aunque no son consideradas letales, segregan un veneno por la piel en forma de sustancia blanca que actúa como pegamento y desgana a otros animales de emplearlos como alimento. En el hombre esta toxina provoca síntomas similares las alergias.

No poseen dientes, pero si crestas en forma de pliegues en el techo de la boca que les facilitan alimentarse; a pesar de ser acuáticas, no son buenas nadadoras, condición que se atribuye a su gran peso, pero corto tamaño de sus patas. Cuando se encuentran en cautiverio como zoológicos o casa privadas se deben crear condiciones idóneas como positas de agua poco profundas para evitar que se ahoguen, principalmente en la etapa larvaria.

En estado salvaje y en condiciones óptimas de hábitats suelen vivir hasta los 10 años, alcanzando su tamaño adulto y madurez sexual antes del año de vida. 

Alimentación

Como la mayoría de los anfibios, son carnívoras e insectívoras por excelencia. Son nocturnas y sus estrategias de caza se basan en las emboscadas, usualmente ubicadas en un lugar y esperando que pase el alimento frente a ellas o simplemente, abalanzándose sobre sus presas cuando las tienen cerca. Su dieta fundamental en estado adulto son los gusanos de seda, las polillas, lombrices, saltamontes e incluso pequeños ratones.  Cuando se sienten amenazadas se inflan para aparentar un mayor tamaño.

Reproducción

Siempre, en los meses de febrero a marzo y tras las fuertes lluvias, comienza la reproducción de estos anuros. El cortejo nupcial se inicia con el llamado que realizan los machos ubicados en zanjas, pantanos y estanques de poca profundidad y lento movimiento para atraer a las hembras. El amplexo siempre es axilar, acuático y nocturno. Luego de la cópula, las hembras opositan de 1000 a 1500 huevos que flotan en la superficie del agua formando pequeños grupos grisáceos de los cuales, 36 horas más tarde, eclosionan los renacuajos.

Los renacuajos miden alrededor de 6 milímetros de largo y se alimentan por ósmosis, filtrando del agua los nutrientes que necesitan para crecer y desarrollarse. Durante esta metamorfosis, cuyo periodo máximo es de hasta 45 días luego de la puesta, el color característico que poseen es el amarillo.

Hábitat o distribución

Se distribuyen en zonas con un comportamiento cálido durante todo el año cuyas temperaturas se encuentren en los 25 a los 30 grados. Pueden hallárseles en altitudes que van desde el nivel del mar hasta los 200 metros por encima de este.

Son endémicas de Madagascar y aunque la estrecha relación que tienen con la especie D. guineti impiden que se tenga una precisión en su distribución. Abundan al noreste de la Isla, en los alrededores de Antogil Bay, origen de su nombre científico, y al sur hasta Andevoranto.

Sus hábitats se caracterizan por zonas boscosas bajas y secas, tierras arables, plantaciones, jardines áreas urbanas y también en ríos, marismas de agua dulce, corrientes intermitentes de agua, estanques, canales y diques. Se adaptan igualmente a entornos donde exista vegetación secundaria o matorrales degradados.

Condición de protegida

La Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza clasifica a la rana roja como Casi Amenazada y está incluida en el Convención sobre el Comercio Internacional de Especie amenazadas. La disminución de su población debido a la degradación de sus hábitats naturales y la sobre-captura de estas especies para el comercio de mascotas exóticas son las principales causas de estas inclusiones.

Para su conservación se llevan a cabo acciones educativas e investigativas, tanto para educar a la población de sus zonas de distribución acerca de la exclusividad y belleza de estas especies como para conocer más sobre su distribución, conservación y amenazas potenciales y buscar medidas de conservación eficaces.